viernes, 8 de julio de 2016

Antonio Puerta marcha de vacío en la corrida de la "Oportunidad" de Teruel

Por primera vez en dos años, Antonio Puerta ha salido por su propio pie de una plaza de toros.

No es que ni se le resbalara un pie, ni reculara, ni siquiera que estuviera desatinado, y además mató de una buena estocada al primer intento. Tampoco es que el público no le pidiera la oreja, que la pidieron con insistencia.

Habrá que explicarlo. Su toro, su único toro, ya que la corrida tenía formato de seis ejemplares para seis espadas, sin tener peligro no ofreció ninguna "oportunidad" para alcanzar el triunfo. Se durmió demasiado rato bajo el peto y costó un mundo sacarlo de ahí al banderillero Antonio Cama, que después le templaría mucho y le llevaría lo más largo que pudo al colocarlo en suerte.

Puerta había anotado algún lance estimable a la verónica, como el de la imagen; había iniciado la faena apoyando la rodilla en tierra, al toro le faltó empuje en la muleta, aunque al principio pareció tener buen son, antes de que todo se derrumbara al cantar la gallina ostensiblemente en el preciso instante en que el ceheginero intentó apretarle lo más mínimo.

Así que lo dicho. Puerta saludó una ovación después de atender a los compañeros de Castilla La Mancha Televisión a cuya retransmisión pertenecen estas imágenes que acompañan el texto de la primera tarde que Antonio Puerta no pudo continuar la racha de salidas a hombros... o por la puerta de la enfermería.

Teruel. Viernes 8 de julio de 2016.

Corrida de la Oportunidad.

Toros de Daniel Ramos, origen Martelilla.

Abel Valls, vuelta al ruedo.
Sergio Cerezo, ovación.
Imanol Sánchez, oreja.
Jesús Duque, silencio.
Román, ovación tras aviso.
Antonio Puerta, ovación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada