jueves, 17 de marzo de 2016

Que el Cristo de los Toreros nos proteja... ¡y nos perdone!

¡Viernes de Dolores! ¡Viva el Toreo!
¡Ha salido a la calle! ¡El Cristo de los Toreros!

(Se me acaba de ocurrir, quizás la patente)

Las calles de Murcia se visten de respeto y pleitesia en esta Semana Santa cuyo primer "paseíllo" lo va a protagonizar como de costumbre ese Jesús Nazareno, el Cristo de los Toreros, el Jesús del Gran Poder este viernes 18.

Estará rodeado de toreros de oro, de plata, de valor, de arte, en activo o retirados. Todos quieren pasear su trono en volandas. Hasta los toreros de pensamiento, los aficionados, y por supuesto los críticos taurinos.

Aunque sea por un "ratico" en todo el año, alguno dejará sus rencores a un lado para mostrar su alma impoluta y virgen de niño que nunca ha roto un plato para darse golpes de pecho de cabal arrepentido.

Terminado el proceso, volverá a las andadas y así hasta la procesión del año que viene.

Aunque como gane Podemos, no se yo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario