jueves, 25 de febrero de 2016

Diego Ventura y Antonio Puerta o cuando dos genios se conocen...

Dias de mucho, vísperas de poco; y viceversa. Hoy segundo tentadero consecutivo de Antonio Puerta. Ha tenido lugar en la finca que posee el rejoneador Diego Ventura en La Puebla del Río (Sevilla).

Ambos son dos auténticos genios, cada uno en lo suyo. Y cuando dos genios se miran a los ojos pueden suceder cosas impensables, que a cualquiera de los mortales nos costaría adivinar en el horizonte.

La mañana se puso mágica -los testimonios gráficos dan fe del encuentro de estas dos fuerzas de la naturaleza- y a mí me ha salido la vena poética y me he permitido la crónica de los hechos sobre la base de los baluartes de la cuadra del caballero de la "DV".

Parece un "Sueño" que se haya obrado el "Milagro", y que después de cinco meses haciendo el "Nazarí" en su refugio de Cehegin haya recalcado en la tierra de "Morante" pareciendo un "Maletilla".

No fue un "Roneo" sino todo un "Detalle" por parte de Ventura, el gran genio del rejoneo que ya sabe de primera mano que Puerta tiene la moneda.

Poco importa que sea el el euro o el "Dolar" si el de Cehegin es capaz -en un "Suspiro"- de bordar sus faenas con hilo de "Oro" desde el principio al "Remate".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada