sábado, 30 de enero de 2016

Pique y fantasía en el Tentadero Solidario del Club Taurino de Torre Pacheco (Crónica)

Espléndido toreo y espléndida mañana, de menos a más, la que se ha vivido con motivo del Tentadero Solidario organizado por el Club Taurino de Torre Pacheco a beneficio de Cáritas y que se ha celebrado en la finca La Herencia de El Jimenado.

Habrá quien dirá aquello de que las cinco eralas de Guadalmena tuvieron un comportamiento desigual, aunque realmente tres fueron malas y las otras dos, las que entraron en el lote de Alfonso Romero, tuvieron enclasada nobleza y justeza de fuerzas.

Rafaelillo se las vio por tanto con las más listas, las más complicadas, sin atisbo de clase por ningún lado, metiéndose por dentro, arrollando. Rafael las tapó los defectos en la medida de lo posible, y anotó algunas series de innegable mérito y exposición.

Romero reaparecía para torear en público, sin haberse retirado nunca. Lo más difícil de su actuación era estar a la altura de dos vacas tan buenas. Allí no había que teclear ni que hacer un despliegue de recursos técnicos. Sólo había que dejarse llevar por la inspiración y abandonarse como él fue capaz de hacer en dos trasteos al ralentí, al mismo tiempo de un abigarrado clasicismo y desbordante fantasía.

Los dos tentadores -Rafa y Alfonso- anduvieron "picaditos" en sus intervenciones capoteras, sobre todo, a la hora de ver quien se lucía más o dejaba mejor colocada a la becerra en la jurisdicción del picador. Tanto fue el cántaro a la fuente que al final Romero se desató a la verónica al sacar a la cuarta del caballo, a lo que respondió Rafa dejándola en suerte de rodillas con una larga cambiada de cartel.

Encerraron las vacas varios aspirantes procedentes de Albacete, Almeria, Cádiz, Sevilla y Murcia, donde estuvimos representados por Cristóbal Ramos "Parrita Chico" -que marchó a la escuela de la Fundación El Juli y va a torear el próximo 20 de febrero en la Finca Frligrés el certamen anual que promueve el maestro madrileño- y por José Nicolás, que recientemente ha abandonafo la Escuela de Murcia pero, por lo que se ve, no la idea de querer ser torero.

El evento estuvo representado por la Consejera Dña. Lola Pagán, y excelentemente dirigido por el periodista Luis Miguel Parrado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario