sábado, 4 de abril de 2015

Dolorosa perspectiva del doctorado "in extremis" de Miguel Ángel Moreno

Miguel Ángel Moreno con Pepín Jiménez,
en una sesión de Fotografía Miñarro,
 para la "promo" de Camisas Trincherazo.
Todo el que ha tenido la oportunidad de vestirse de torero sabe lo difícil que es llegar a culminar el sueño de tomar la alternativa.

Y muchos de los que no han tenido esa privilegiada ocasión, como aficionados, también son conscientes de ello.

Este Sábado de Gloria un murciano de Lorca va a convertirse en matador de toros, aunque toros -lo que se dice toros de carne y hueso- lleva un buen puñado a sus espaldas.

Toros, toros y más toros a puerta cerrada,... y también novillos.

¿Cuántos? Incontables.

¿Mil? ¡No, hombre, no tantos!

Da igual el número, pero muchos al fin y al cabo, para su corta evolución.

Más que de sobra para haber demostrado siquiera "algo". "Algo" que justificara el mínimo futuro a su doctorado, que tendrá lugar este sábado 4 de abril en la plaza de toros portátil que se ha instalado en la "Ciudad del Sol"´.

No voy a engañarles, es lo que pienso, creo que es una alternativa "in extremis", como último recurso. Aunque reconozco que me gustaría estar equivocado.

Ojalá sea capaz de darle la vuelta a la situación y tuviera que tragarme una a una las letras de esta nota.

Sábado, 4 de abril de 2015. Cuatro toros de El Ventorrillo y 2 novillos para rejones de Ángel Quintana. El rejoneador Sergio Galán, Paco Ureña y Miguel Ángel Moreno, que toma la alternativa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario